Últimas noticias por ciudad

Montréal
Montréal
Últimas noticias
Barcelona
Barcelona
Últimas noticias
Buenos Aires
Buenos Aires
Últimas noticias
Mexico
Mexico
Últimas noticias
San Francisco
San Francisco
Últimas noticias
Tokyo
Tokyo
Últimas noticias
Alemania
Argentina
Australia
Austria
Bélgica
Bielorrusia
Brasil
Bulgaria
Canadá
Chile
China
Colombia
Corea del Sur
Dinamarca
Ecuador
España
Estados Unidos
Finlandia
Francia
Ghana
Grecia
Guatemala
Honduras
Hungría
India
Irán
Islandia
Israel
Italia
Japón
Kenia
Líbano
Lituania
Luxemburgo
Marruecos
México
Mozambique
Nicaragua
Noruega
Países Bajos
Perú
Polonia
Portugal
Reino Unido
Rumania
Rusia
Serbia
Siria
Sudáfrica
Suecia
Suiza
Trinidad y Tobago
Túnez
Turquía
Uruguay
Venezuela
Vietnam
Zambia
Barcelona
Buenos Aires
Dubai
Montréal
Mexico
San Francisco
Tokyo
filtrar por edición
todas las ediciones
filtrar por año
Red MUTEK
filtrar
Red
Artistas
Descubre los y las artistas vanguardistas de MUTEK

Festival internacional de creatividad digital 

Una música adelantada a su momento pero sincronizada actualmente con la revisión que hay en la música electrónica de los sonidos creados décadas anteriores para animar el mundo infantil automatizado de los videojuegos. Duopandamix es prácticamente una dupla cuyo sonido se ha mantenido encapsulado en el oído de generaciones enteras, alimentando la utopía de 16 bits de la toy-music y la estética de Commodore 64. Esta dupla capitalina que lleva ya tocando casi media década, tiene dos álbumes editados en la casa disquera Static Discos de Tijuana (After Nuclear Bomb e Infrarrojo), y en donde han sido las mascotas consentidas en espera de su momento triunfal; un momento que hoy podemos intuir cerca por la cantidad de ring tones que emulan Space Invaders sonando por todas partes. Ritmos de la vieja escuela del hip hop; corta y pega de baterías que bien podrían ser las de una caja de ritmos Roland y que se abren a un mundo mucho más lúdico, desenfadado, sintético. Minimalismo para lactantes que aprenden la vida jugando Nintendo, Duopandamix no deja, sin embargo, de enseñar la mugre que se guarda dentro de ese joystick de Atari que hoy muchos tienen en sus casas como totems sagrados.

Sellos

Static Discos